Crema de calabaza al curry

Ya llegó el otoño, olor a tierra mojada, lluvias agradecidas después de un seco verano.

Las calabazas están en su mejor momento y lo que debes hacer es aprovechar lo que te ofrece la madre tierra.

Esta  hortaliza es el fruto de la calabacera la llaman curcuibita. La puedes encontrar por todas partes en los mercados, los supermercados, tiendas de comestibles y no solo como alimento, también formando parte de la famosa fiesta de Hallowen cuya costumbre es tallarla para decorar las casas y hacer linternas.

Su color naranja ya nos indica que es una gran fuente de carotenos que se transforman en vitamina A en nuestro organismo, eso le confiere la propiedad de antioxidante. Rica a demás en vitamina C, licopeno, cumarinas y cobre entre otras propiedades.

Si quieres prevenir el estreñimiento, la gastritis, tener una  excelente visón, además de una piel saludable, no dudes en introducir en tu dieta una buena calabaza.

Ahora que ya sabes todas esas bondades vamos a la receta.

Ingredientes:

  • 600 gr de calabaza
  • 1 cebolla grande
  • 2 patatas grandes
  • 1 cucharada de curry
  • 4 cucharadas de aceite de oliva virgen.
  • 600 ml de leche de coco

Elaboración:

  1. Calentar el horno a unos 200º C.
  2. Pelar la calabaza y cortarla a trozos de unos 3 centímetros de espesor. Las patatas también las pelas, las cortas  en rodajas del mismo espesor que la calabaza.
  3. En un bol pones esas hortalizas con una cucharada de curry, una pizca de sal y 3 cucharadas de aceite. Mezcla todo bien para impregnar bien la calabaza y la patata.
  4. Forra un bandeja de horno con papel para hornear y sobre el colocas la calabaza, la patata y la cebolla pelada cortada en dos mitades y sobre ellas una cucharada del aliño que has hecho para las hortalizas.
  5. Estarán el horno unos 30 minutos.
  6. Cuando estén listas, calienta la leche de coco y en la batidora pones todos los ingredientes, tritura hasta que quede una crema fina.
  7. El hecho de hornear especialmente la calabaza es que le otorga un sabor más intenso.
  8. Servirlo caliente con unas semillas de calabaza por encima.
Cati Palou

Cati Palou

Estoy enamorada de la salud y del bienestar.

Me he formado en naturopatía, acupuntura, restauración bioenergética, nutrición ortomolecular y muchas otras disciplinas más.

¡Si te ha gustado este post no olvides compartirlo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email