Crema de acelgas

Llegó la primavera y con ella las ganas de vernos bien. Vamos quitándonos capas de ropa y a medida que el sol calienta, nos vamos quedando con la vestimenta más ligera, que a veces marca más nuestras curvas y algunos michelines, si es que los hay. Por ello se empieza a tener más en cuenta una alimentación más ligera, más vegetal y si puede ser perder estos kilos que han quedado escondidos bajo los abrigos en invierno, mejor.

Según la medicina china, hemos entrado en la estación que gobierna el hígado, donde predomina el verde. Este binomio nos invita a comer vegetales muy verdes que ayudan a alcalinizarnos y de este modo nos sentiremos, más ligeros y saludables.

He elegido las acelgas para hacer esta crema, porque son muy ricas en minerales, vitaminas y fibra. Quiero destacar los betacarotenos, que son precursores de la vitamina A, un gran antioxidante, por tanto, nos vendrá genial para eliminar radicales libres, otro componente interesante es el magnesio, el calcio y el potasio mineral diurético que sumará a una perfecta depuración.

 

¡Vamos a la receta!

 

Ingredientes:

  • 400 ml de caldo de verduras
  • 250 gr de acelgas
  • 250 gr de col
  • 100 gr de patatas
  • 1 cebolla
  • 1 puerro pequeño
  • Un puñado de algas wakame
  • Perejil
  • Pimenta negra
  • Nuez moscada
  • Sal
  • Aceite de oliva AOVE

 

Elaboración:

  1. Pica la cebolla y el puerro, los rehogas con un poco de aceite, cuando tomen color añade las acelgas lavadas y la col cortadas, cocina unos minutos más.
  2. Corta la patata a trozos y lo añades junto al caldo, la pimienta, la sal y la nuez moscada.
  3. Dejar cocinar 20 minutos.
  4. Cuando este cocinado echar el alga unos minutos para que se hidrate.
  5. En una batidora poner todo el contenido con un chorrito de aceite y batir bien hasta que quede una crema fina.
  6. Servir bien caliente, con perejil espolvoreado por encima.
Cati Palou

Cati Palou

Estoy enamorada de la salud y del bienestar.

Me he formado en naturopatía, acupuntura, restauración bioenergética, nutrición ortomolecular y muchas otras disciplinas más.

¡Si te ha gustado este post no olvides compartirlo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email